Razones para renovar el ordenador portátil

renovar el ordenador portátil

¿Por qué renovar el ordenador portátil?

Un portátil es una herramienta de trabajo, y para muchos profesionales es un elemento fundamental en su día a día.

De él puede depender la mayor parte de nuestra productividad, y también puede afectar a la seguridad de nuestra empresa si se integra en la red corporativa de la misma.

Al mismo tiempo es una inversión, y como tal es comprensible que siempre intentemos sacarle el mayor partido posible antes de decidirnos a renovar el ordenador portátil por un modelo nuevo.

Sin embargo, debemos tener cuenta que alargar demasiado su vida útil puede acabar siendo problemático.

Debemos evitar mantener en activo portátiles obsoletos que ya no pueden cubrir de forma optima nuestras necesidades, ya que pueden afectar negativamente a nuestra productividad y convertirse además en un punto negro de seguridad.

Somos conscientes de la importancia que tiene renovar el ordenador portátil profesional, y en este artículo queremos compartir con vosotros tres grandes ventajas que disfrutaremos al comprar un nuevo modelo.

Ventajas de renovar el ordenador portátil

  • Mayor productividad:

un portátil nuevo ofrecerá una mejora de rendimiento gracias a su nuevo hardware, lo que nos permitirá trabajar más rápido y con menos interrupciones.

También disfrutaremos de una mayor autonomía y tendremos acceso a nuevas herramientras tanto de software como de hardware (periféricos).

  • Mayor seguridad:

la mayoría de los portátiles profesionales de nueva generación están equipados con sistemas de autenticación biométrica, como lectores de huellas dactilares, que añaden una capa de protección importante.

También hay modelos que vienen con herramientas adicionales para reforzar la seguridad, y se integran sin problemas en cualquier red corporativa.

  • Menor coste de propiedad:

no renovar un ordenador portátil que tiene demasiados años encima puede acabar siendo una carga importante, sobre todo en aquellos casos en los que además de lastrar nuestra productividad dan problemas y errores que nos obligan a llevar a cabo mantenimientos regulares.

Perdemos tiempo y dinero, cosa que no ocurriría con un portátil nuevo.

Fuente: Muy Pymes

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies